Atención y apoyo

0

cuidadoresEn Colombia se ha comenzado a tener mayor conciencia del problema de salud pública que representa la enfermedad crónica. Hacer visible la problemática de los cuidadores familiares de las personas crónicamente enfermas, hasta lograr que se modifiquen las políticas públicas al respecto es una de las metas que se ha propuesto la enfermería colombiana. Ver más…

0

estigma discriminaciónEn México se han explorado poco las percepciones que los proveedores de servicios de salud tienen de los grupos históricamente estigmatizados y relacionados con la transmisión de la infección por el VIH, como son las personas que realizan trabajo sexual (TS), los hombres que tienen sexo con otros hombres (HSH) y los consumidores de drogas intravenosas (CDIV). Ver más…

0

VoluntariadoÉl es feliz. No tiene todo lo que quisiera, pero ama lo que hace y eso es suficiente. Lleva más de tres lustros trabajando en la prevención de infecciones de transmisión sexual y el virus de la inmunodeficiencia humana (ITS-VIH/sida), como voluntario, en muchos jóvenes como él se sustentan diversos programas de desarrollo social que benefician a numerosos grupos de personas en Cuba y en el mundo. Ver más…

0

OnusidaOnusida publicó el documento Atención y apoyo al VIH con el propósito de describir lo que representan la atención y el apoyo a las personas con VIH. También se propone describir el objetivo de la atención y el apoyo en el contexto de las directrices unificadas de 2016 de la Organización Mundial de la Salud (OMS) sobre el uso de tratamientos antirretrovirales para el tratamiento y la prevención de la infección por VIH. Ver más…

virus-del-vihDos estudios publicados, respectivamente, en AIDS y Journal of Acquired Immune Deficiency Syndromes han concluido que el déficit de vitamina D en personas con el VIH favorecería la aparición de dolores musculares y disminuiría la efectividad de los fármacos para reducir los niveles de colesterol conocidos como estatinas.

Las estatinas son fármacos ampliamente prescritos para reducir los niveles de colesterol LDL (el colesterol “malo”) y, de este modo, disminuir el riesgo cardiovascular. En personas con el VIH es frecuente la presencia de niveles elevados de colesterol LDL, ya sea como consecuencia de algunos antirretrovirales y/o de la propia infección por el VIH. Los niveles de colesterol LDL son una de las causas que explicarían por qué el riesgo de sufrir un ataque cardíaco es superior en personas con el VIH al observado en la población general.

El uso de estatinas en el contexto de la infección por el VIH no solo logra regular los niveles de colesterol LDL y reduce, en consecuencia, el riesgo cardiovascular, sino que algunos estudios han mostrado su capacidad para revertir la progresión de enfermedades cardiovasculares, de prevenir la progresión de la enfermedad hepática en personas con el VIH y el virus de la hepatitis C (VHC) e incluso de reducir el riesgo de padecer cáncer.

Noticia completa.

Fuente: Grupo de tratamiento sobre VIH. Barcelona, España.

0

adultosmayoresLas personas mayores de 50 años representan actualmente una tercera parte del total de pacientes diagnosticados de infección por el VIH en el Reino Unido; sin embargo la atención sanitaria y sociosanitaria no está preparada para cubrir las necesidades de este grupo cada vez mayor de personas. Esta es la principal conclusión a la que llega un estudio realizado por la organización británica Terrence Higgins Trust que califica la situación como una bomba de relojería.

Una proporción significativa de personas con el VIH que participaron en este estudio viven por debajo del umbral de la pobreza y se encuentran en un situación de asilamiento social. En general, los participantes expresan ansiedad frente a su salud, autonomía personal y apoyo social en el futuro. Sin embargo, la investigación halló una diferencia entre las personas de cincuenta años y aquellas con sesenta y setenta años. Cuanto mayor es la edad de la persona, mayor es su felicidad y bienestar y menor su nivel de autoestigma relacionado con el VIH.

Noticia completa.

Fuente: Grupo de trabajo sobre tratamiento de VIH. Barcelona, España.